Archivos mensuales: mayo 2006

adiós, al colegio adiós

Ayer, antes de acostarme asomé la cabeza por la ventana. Había unas cuantas gaviotas volando por encima de los tejados y hacía un poco de frío. Empecé a cerrar la ventana y en ese momento escuché voces jóvenes cantando. Al principio no entendía lo que decían, pero sí reconocí la melodía de Go West. Conforme se acercaban a mi casa pude distinguir la letra:

Adiós, al colegio adiós…
Adiós, al colegio adiós…

Claro, un 22 de mayo… tienen 17 años y han terminado el colegio para siempre. Intenté recordar aquel día en mi vida y mis sueños de entonces. Me propuse encontrar sólo una cosa que fuese completamente diferente a aquella época y otra completamente igual. Ya en la cama, empecé a dar vueltas y más vueltas a este y muchos otros temas. Al final, después de más de una hora pensando, me quedé dormido. Y, cómo no, volví a soñar con olas gigantes.

¡Con lo bien que dormía yo cuando tenía 17 años!

zeus y los toros

Un gigante le reprocha a Zeus que le colocase al toro los cuernos no en la parte más robusta de su cuerpo, el pecho, sino en la frente. A lo que Zeus replica:

– Pretendes corregirme tú, que ni siquiera sabías lo que era un toro antes de que yo lo crease.

Pasados los setenta – Ernst Jünger

newsmap

Una manera de visualizar las noticias mediante rectángulos. Los colores indican el tipo de noticia, la tonalidad dentro de un mismo color la antigüedad. Y el tamaño cuántas noticias hay relacionadas con una en concreto.

Puedes probarlo en newsmap

libros y más libros (II)

Y unos cuantos más…

  • Toda la belleza del mundo – Jaroslav Seifert
  • Confieso que he vivido – Pablo Neruda
  • Cuentos de la Mala Strana – Jan Neruda
  • El alma se apaga – Lajos Zilahy
  • El jugador – Dostoievski
  • Hambre – Knut Hansun
  • Suave es la noche – Scott Fitzgerald
  • Déjala que caiga – Paul Bowles
  • El capitán Richard Burton – Edward Rice
  • París era una fiesta – Ernest Hemingway
  • Los Buddenbrock – Thomas Mann
  • Juventud sin dios – Ödon Von Horváth

Seguiremos leyendo… y como dijo Emily Dickinson:no hay mejor fragata que un libro para llevarnos a tierras lejanas.